motivaciones tóxicas (8), ambición

Ambición

Tener una dosis equilibrada de ambición no es malo. Es lícito querer ser mejor, saber más, crecer, querer una vida mejor, más próspera o incluso vivir en una casa mejor. La ambición es uno de los motores de la vida. Ahora bien cuando no podemos conseguir lo que queremos por méritos propios podemos hacer dos cosas, aprender, crecer, esforzarnos o recalibrar nuestras expectativas o… pasarnos al lado oscuro como Darth Vader.

Cuando nos pasamos al lado oscuro nos volvemos personas tóxicas ya que creemos que el fin justifica los medios y que nuestra ambición tiene que ser satisfecha a cualquier precio, con cualquier estrategia, sin importarnos si una persona sufrirá por ello o no.

IMG_0395

motivaciones tóxicas (7), estatus

Estatus

Algunas personas basan su vida en tener un determinado estatus. Para estas personas su frágil autoestima está directamente vinculada con su estatus e invierten gran cantidad de esfuerzos en mantenerse en la cresta de la ola, o de su ola, es decir de su pequeño reinado.

El problema viene cuando esta persona percibe que su estatus se siente amenazado, sea ésta una amenaza real o no. Ante tal amenaza no dudará en emplear cualquier estrategia tóxica para neutralizar al origen de su amenaza, de la misma manera que le ocurrió a Lotso, el villano de una de las sagas de Toy story.

No olvides, no hace falta que hagas nada para que se sienta amenazado, con que él crea que su estatus corre peligro y que tú eres la causa, basta para que se dedique a machacarte.

IMG_0394

motivaciones tóxicas (5), envidia

Envidia

Detrás de muchas personas tóxicas podemos encontrar grandes dosis de envidia. La envidia nace de las expectativas. A menudo tenemos expectativas irreales, como en el caso de Syncro, el villano de la película Los Increibles. Syncro quiere ser superhéroe, pero hay un pequeño problema, que no tiene ningún superpoder.

Al no poder ser un superhéroe su expectativa no se ve cumplida y cae en la frustración y en la decepción. La envidia nace cuando no gestionamos la decepción que tenemos y cuando no tenemos lo que creemos que nos pertenece. Cuidado con lo que crees que mereces ya que al no cumplirse nos amargamos la vida y amargamos la vida de los demás. Ante la frustración  necesitamos un culpable de nuestro fracaso y si ese culpable eres tú, tú serás la persona elegida para sufrir por parte de una persona tóxica.

IMG_0393

motivaciones tóxicas (4), miedo

Miedo

El miedo es una de las motivaciones tóxicas más frecuentes. Cuando una persona tóxica se siente amenazada pasará al ataque y utilizará estrategias tóxicas para neutralizarte. Shere Khan, el tigre del libro de la selva tenía miedo de Mogli y por ello quería matarlo antes de que fuera mayor y pudiera cazarle. El miedo necesita ser calmado por lo que se pasa a una estrategia de ataque para eliminar el origen del miedo.

Quizás te preguntes que qué has hecho tu para infundir miedo a una persona tóxica; pues quizás nada. A veces nos sentimos amenazados por fantasmas, por nuestros propios fantasmas. No hace falta que hagas nada para que una persona se sienta amenazada. De la misma manera que cuando éramos pequeños convertíamos las sombras de nuestra habitación en terribles monstruos, a menudo proyectamos nuestros miedos en otras personas y nos sentimos amenazados.

IMG_0392

motivaciones tóxicas (3), selectivos con sus víctimas

Selectivos

Las personas tóxicas pueden ser selectivas con sus víctimas; es decir, pueden ser tóxicas con algunas personas y encantadoras con otras. La madrastra de cenicienta era encantadora con sus hijas y despiadada y cruel con cenicienta. Es más, una persona tóxica puede llegar a mostrarse sumisa con algunas personas.

A menudo ocurre que dos personas describen de una manera diferente a una persona tóxica. ¿Estamos hablando de la misma persona? Pues sí, pero con una guarda las formas y con la otra es cruel; lo que dificulta su identificación y culpabiliza todavía más, si es posible, a la víctima. ¿Cuántas madres son encantadoras y bellísimas personas para todo el mundo excepto para sus hijos?

IMG_0360

Motivaciones tóxicas (2), resentimiento

Resentimiento

Detrás de muchas personas tóxicas podemos encontrar resentimiento por una ofensa del pasado que no se ha gestionado. En muchas ocasiones los conflictos nacen de malentedidos, otras veces de acciones maltintencionadas o traiciones. A veces estas traiciones no son tal ya que se han ‘traicionado’ expectativas irreales imposibles de cumplir.

Sea cual fuere el caso, siempre es mejor hablar que guardar. Lo que no se habla, lo que no se gestiona, se enquista y endurece el alma justificando el castigo a diestro y siniestro. Cierra etapas, perdona, olvida y archiva. Es posible que una persona tóxica lo haya pasado mal en el pasado, pero precisamente por eso es mejor no seguir pasándolo mal y haciéndolo pasar mal a otras personas.

IMG_0344

Motivaciones tóxicas (1), ignoran tu sufrimiento

Ignoran tu sufrimiento

Hablar de personas tóxicas y de sus motivaciones tiene el objetivo de proporcionar un marco de referencia y unos ejemplos que sean de utilidad para poder dejar de sufrir por causa de una persona tóxica.

En el programa de hoy de A punto con La 2 he proporcionado algunas claves para poder identificar diferentes tipos de motivaciones tóxicas con un objetivo ilustrativo.

Sería interesante que se investigara sobre ello, especialmente en lo referente a aspectos relacionados con la personalidad, estilos de relación, disposiciones actitudinales, motivaciones, necesidades y estilos atributivos.

Entre tanto que tengamos más material científico seguiremos construyendo conocimiento a partir de la descripción de casos reales y del análisis de los procesos psicológicos, sociales y relacionales asociados.

Si tenemos que definir a una persona tóxica podríamos decir que una persona tóxica ignora, provoca, justifica o disfruta con tu sufrimiento. Aunque aparentemente parece que son diferentes grados de toxicidad, a efectos prácticos en todos los casos descritos, la persona tóxica menosprecia el dolor de su víctima y la utiliza según lo necesite.

IMG_0343