La diferencia entre algo ordinario y algo extraordinario está en la pasión por el detalle. Pero… ¿Crees que puedes tener una exquisita pasión por el detalle si estás haciendo dos cosas a la vez? Exacto, si quieres hacer algo extraordinario focalízate en lo que estás haciendo, elimina distracciones y concentra toda tu atención y toda tu pasión en lo que estás trabajando. Podemos hacer varias cosas a la vez, sin duda, pero no con el grado de atención que se merece algo de calidad.

 Además, si me lo permites, al dispersar nuestra atención generamos un  nivel de ansiedad que puede interferir en el resultado final de nuestro trabajo, así, que no lo olvides, en muchas ocasiones, cuando estamos trabajando en varias cosas a la vez, no ganamos, sino que perdemos en calidad de resultado final y en calidad de la experiencia de trabajo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s